Huertitas

Hierbas frescas en el balcón de Andrés Colmán

En su departamento de Barrio Obrero el periodista acomodó macetas redondas, alargadas y hasta champañeras en desuso, donde plantó las aromáticas que le gusta usar cuando cocina.

Andrés es conocido por sus artículos y reportajes en el diario Última Hora y por sus libros “El último canto del pájaro campana”, “El país en una plaza” y otros escritos en forma de cómics y guiones.

En su tiempo libre suele cocinar y recibir amistades, con quienes comparte lo que cocina. Una de estas personas influyó para que empezara a hacerse de los primeros plantines. Fue hasta el Mercado 4 y compró unas albahacas, que luego se reprodujeron.

edit

“Es apasionante –dice hoy-, es todo un orgullo ofrecerles a tus amigos de tu propia producción”. En su balcón conviven albahacas, oréganos, tomillos, menta, romero, una planta de tomate que ya despunta frutos verdes (y ya dio una cosecha anterior) y un plantín de ka’a he’ë (estevia). Hace seis meses que está con esto que él califica una aventura.

Desde entonces muchos de sus amigos se interesan y algunos de ellos le piden un gajo o semillas florecidas para reproducirlos en sus casas.

“En un espacio tan reducido tenés variedad de hierbas. Es todo un lujo tener hierbas fresquitas, orgánicas”, que no solés encontrar en los supermercados, dice.

Para él es fantástico que hoy exista una tendencia a nivel mundial de cultivar en los espacios que te deja la ciudad: “Acá es aún tímido el movimiento. Nos falta animarnos más”.

edit2

 

Foto de portada: gentileza de Andrés Colmán

Deja un comentario